Benjamín Rojas debutó en Reserva: el zurdo que crea juego y cree en los sueños

El dolorense, ex jugador de vóley, cumplió una de sus metas y narró qué otros deseos espera cumplir. Contó qué le pidieron Quatrocchi, en Reserva, y Zielinski, en Primera. Familiero, le gusta el turismo e ir de pesca.
 
Benjamín Rojas es un mediocampista ofensivo zurdo, nacido el catorce de abril de 2003. Pertenece a la misma categoría que, por ejemplo, Agustín Palavecino y Matteo Trombini (compañeros suyos en el Selectivo Pincharrata), Nicolás Palavecino (en Primera) y Darío Sarmiento (transferido a Manchester City, hoy arribó a Girona, de la Segunda de España).
 
Cuando el cronómetro marcaba cuarenta y un minutos del complemento ante Newell’s, en el predio ‘Jorge Griffa’, el DT Pablo Quatrocchi lo convocó para relevar a Esteban Obregón: “Estamos todo contentos, fue un buen partido colectivo. E individualmente estoy muy contento por mis primeros minutos en el Plantel”, comenzó declarando sus sensaciones. Y agregó sobre el pedido del entrenador: Íbamos ganando, pero no quita los nervios y la tensión que tenía, y era mucha. Dijo que entrara de extremo, que haga toda la banda y esté tranquilo, que tenga paciencia y haga lo que sé hacer.
 
Benjamín rememoró qué sintió al subir a Reserva en julio: “Estaba re contento y los chicos me hicieron formar parte del grupo, era uno más, muy rápido y muy cómodo”. Y contó qué le solicita Quatrocchi: “Que no reciba de espalda, que esté orientado, que juegue a la espalda, a un toque, simple y mucha transición en el medio”.
 
Fue uno de los futbolistas que ya había tenido experiencia en entrenamientos de Primera, incluso disputó encuentros amistosos como ante Huracán y Atlético Tucumán este mes. “Era suplente del segundo equipo; estaba muy contento. Cuando vi que era realidad que estaba en Uno, no podía creerlo: me temblaban las piernas, fue muy lindo todo, me pesaba mucho la pelota cuando entré… unos nervios terribles. Ya no tenía pensado entrar, pensé que iba a ir por si se lesionaba alguien”, repuso y agregó sobre las indicaciones que le dió el ‘Pirata’ Czornomaz: “Me tocó entrar de enganche en el primer partido. Dijo que juegue a la espalda del 5, como yo lo sé hacer, que es un partido más y me quede tranquilo. Y el segundo partido, contra Huracán, entre de carrilero-extremo; se me complicó un poco, pero lo pude manejar”. Precisamente ante el Globo asistió a Naya en uno de los goles.
 
A propósito del Plantel Superior, confesó: “En Primera me gusta mucho Nahuel Estévez, me gusta mucho su juego, es muy simple. En una práctica con Primera, jugué con él e hicimos unos pases. De afuera, Lionel (Messi) es el mejor del mundo, no hay comparación”.
 
Rojas recordó en qué posición suele desempeñarse: “Hice toda mi carrera de volante y este año arranqué con mi categoría, la Quinta División, jugando de extremo. A Reserva subí como volante”. Además, describió sus características: “Me dicen que tengo buen pase, buena visión, marca también. Me faltaría velocidad y resistencia para los noventa minutos. Antes solía cabecear mucho, porque jugaba al vóley y tenía buen salto”. En cuanto su perfil menos hábil, sostuvo: Intento practicar mucho en entrenamiento.
 
Oriundo de Dolores, tiene una historia donde se cruzan Estudiantes y Gimnasia. Surgió del Club Ever Ready de aquella ciudad y un entrenador de allí lo acercó al León: Guillermo ‘Toto’ Hernando, el ex golero mens sana y actual DT de la Novena Albiazul. “Él me entrenaba y me preparó un tiempo para venir a probarme y, por suerte, se dio”, dijo Benjamín. En el camino tuvo varios entrenadores, entre los cuales rescató algunos: “Con Martín Martín Gaimaro y Mauro Amato no jugaba mucho, pero marcó un antes y un después en mi carrera. Me hizo mejorar mucho en lo extra futbolístico. Yo era un chico muy impulsivo y los tuve en 2018 y 2019; me ayudaron mucho a manejar mi carácter; estaba más tranquilo en la cancha y en la vida. Y Pedro Verde me enseñó muchas cosas futbolísticamente este año y gracias a él pude dar el salto”.
 
‘Benja’ comparte el sueño de quienes transitan el camino de Inferiores: “Mi sueño es debutar en Primera. Queda un largo camino”, reveló quien intentó estudiar Licenciatura en Turismo y es fana de pescar con su padre y, si es posible, embarcado.
 
Sobre el significado Estudiantes, aseveró: “Es una familia que no voy a olvidar. Desde el primer día que llegué hasta hoy, es una unión terrible, desde el los cocineros hasta el Coordinador, el que limpia… todos, como una familia que siempre está para ayudarte y encaminarte”. Y hablando de familia, para Benjamín son fundamentales su hermana y sus padres: “Siempre me apoyaron, orgullosos. Me dicen siempre que esté tranquilo, que tenga paciencia que ya va a llegar todo y estoy contento que siempre estén a mi lado”.
 
Benjamín Rojas es un chico que comenzó a madurar su personalidad para, luego, asentarse como deportista. Aferrado a sus raíces, su familia y Dolores son esos ‘viejos sitios donde amó la vida’, como reza Canción de las simples cosas. Tan simple como juega en la cancha, se muestra ‘Benja’ fuera del verde céped.

Comentarios

Unite a la conversación

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Por favor completa con las palabras que ves, no te preocupes si no entiendes todas las letras, usa alguna similar.

Directores y responsables periodísticos: Gonzalo Plotycia y Francisco Julián Clavenzani - Registro de Propiedad Intelectual 5279499 - Edición Nº 4894
[email protected] La Plata - Argentina Calle 6 Nº 636