“Tenemos una idea fija de juego y la vamos a mantener durante el año”.

El zaguero central derecho del Lobo tuvo una buena actuación ante el Patrón. Foto: Julián Martínez.

El zaguero central derecho del Lobo tuvo una buena actuación ante el Patrón. Foto: Julián Martínez.

La categoría 2004 de Gimnasia comenzó su etapa en las juveniles el sábado pasado ante Patronato. En el marco de la primera fecha de la Superliga Juvenil, las categorías menores del Lobo fueron locales en Estancia Chica ante el elenco de Paraná. La novena división, comandada por Andres Ramos, cayó en el primer turno de la jornada por la mínima diferencia y una vez finalizado el partido, Joaquín Brizuela, flamante central del conjunto Albiazul, dialogó con Inferiores Platenses.
 
La mañana del diecisiete de marzo tuvo un repertorio climático de los más variados que se han registrado en el año. Un sol radiante cortó con el frío otoñal de la madrugada, pero perdió rápidamente el protagonismo ante una llovizna efímera e intensa que se hizo presente en Abasto. Minutos más tarde, nubarrones grises y amenazantes llegaron para decorar el resto de la jornada. Bajo aquellos primeros rayos de luz, los comandados por Ramos pisaron el verde césped por primera vez como Novena división. Ya con el dramatismo de las últimas gotas de agua, los Mens Sana estrellaron dos tiros en los palos y se quedaron con el grito de gol atragantado por un balón que merodeó en la línea de arco rival pero nunca quiso entrar.
 
El primer marcador central de Gimnasia, Joaquín Brizuela, se sinceró y reconoció que en los primeros minutos el Lobo no tuvo un buen juego. En ese lapso llegó el gol del Patrón.  Luego reflexionó en que “con el correr de las jugadas fuimos sumando confianza, pero tuvimos mala suerte porque la pelota no entró”.
 
Lejos de minimizar la situación, Joaquín sostuvo: “tendremos que practicar en la semana con trabajos de definición”, haciendo énfasis en el descontento general por parte de los jugadores Triperos tras las numerosas ocasiones despilfarradas. En cuanto al rival, Brizuela reconoció que pese a no haberlos enfrentado nunca en Infantiles, estaban al tanto del estilo de juego porque Ramos había tenido experiencia ante dicha institución, ya que también había sido el técnico de la Novena división tripera el año anterior.
 
Con respecto al desembarco de los 2004 en la categoría, el joven central hizo hincapié en que han sumado muchos jugadores nuevos y están en proceso de adaptación. Comentó a su vez que “Tenemos una idea fija de juego y la  vamos a mantener durante el año”. Aunque sostuvo que tampoco sería un problema readaptar su esquema en caso de que el rival lo amerite.
 
 Asimismo destacó que Tomás Ancherogguón y Felipe Álvaro son dos de los grandes baluartes del plantel: “Tomás, es el nueve, el capitán y una verdadera bestia en ataque. Felipe es nuestro volante central tiene un balance terrible en la mitad de cancha”. Para definirse dentro de la cancha, declaró que uno de sus referentes en el puesto es el ex defensor del Lobo Lisandro Magallán: “Tiene un gran juego aéreo, además sabe con la pelota y es fuerte en la marca”.

Comentarios

Unite a la conversación

Enviar un comentario nuevo

El contenido de este campo se mantiene privado y no se mostrará públicamente.

Más información sobre opciones de formato

CAPTCHA
Por favor completa con las palabras que ves, no te preocupes si no entiendes todas las letras, usa alguna similar.

Directores y responsables periodísticos: Gonzalo Plotycia y Francisco Julián Clavenzani - Registro de Propiedad Intelectual 5279499 - Edición Nº 3824
[email protected] La Plata - Argentina Calle 6 Nº 636